Agapornis, inseparables o pájaros del amor

Agapornis Nigrigenis

agapornis nigrigenis

Características:

En esta especie de agapornis no existe diferencia aparente entre el macho y la hembra.

La cara y la frente son de color marrón con un tono rojizo.

Debajo de la garganta presenta un color rojo anaranjado.

El pico es de color rojo.

La mayor parte del cuerpo del agapornis nigrigenis es de color verde.

A diferencia del agapornis personata (que se confunde con frecuencia con el agapornis nigrigenis), éste tiene un anillo blanco alrededor del ojo.

Su tamaño rondará los 13 o 14 cm.

Alimentación del Agapornis Nigrigenis:

En libertad
La alimentación en libertad del agapornis se basa bayas, fruta y semillas verdes.
En cautividad
La alimentación en cautividad del agapornis se basa en fruta, semillas germinadas, mijo (cereal), verduras y bizcocho de huevo.

Reproducción del Agapornis Nigrigenis:

La hembra del agapornis nigrigenis es la encargada de construir el nido en huecos de árboles aislados, ya que esta especie de agapornis no es tan sociable como otras y no suele anidar en colonias.

La puesta de huevos puede ser de 4 a 5, cuya incubación durará unos 23 días aproximadamente.

Después de este tiempo los nuevos agapornis abandonarán el nido alrededor de 40 días.

Esto nuevos agapornis, que acaban de nacer, necesitan de cuidados intensos.

Necesitan mucha intimidad y una alimentación rica y abundante para poder sobrevivir.

Para la cría del agapornis nigrigenis en cautividad se necesita de mucha experiencia en esta actividad.

Es por ello que no se recomienda para criadores novatos.

Debido a la dificultad de la cría en cautividad del agapornis nigrigenis, su presencia en el mercado es escasa, son de los agapornis mejor cotizados.

Más sobre el Agapornis Nigrigenis…

El origen de esta especie de agapornis se encuentra en Zambia, Zimbabwe, Namibia, Botswana y algunas zonas de Sudáfrica.

Suelen vivir a una altitud de entre los 500 y 1000 metros.

Siempre en zonas de bosques con abundante agua.

Ésta es una especie que casi está extinguida en libertad, culpa de ello la tiene la tala de árboles y la exportación tan grande a la que se vieron sometidos estos agapornis.

Son de los más difíciles de encontrar en el mercado y el precio del agapornis nigrigenis es de los más elevados.